sábado, 14 de abril de 2007

PERDEDOR, EL FRACASADO


Si tuviéramos que establecer una competencia en materia de quejas acerca de nuestras vidas, muchos serían los concursantes y muy reñida estaría la victoria.

Esta tarde solitaria de sábado me he dicho todo esto. Dentro de poco lucirá el cuarto menguante. Miro el cielo, miro el horizonte. En mitad está el mar. Tengo suerte con todo, el cielo, el horizonte y el mar siguen en su sitio.

2 comentarios:

J. A. Montano dijo...

Tu libro funciona perfectamente en este formato bitácora! Yo creo que, históricamente, fue el primer blog de la historia, sólo que editado en papel :-)

Joaquín dijo...

Sí, parece que funciona. Sólo falta ajustar la fecha que se me ha descuadrado un día para atrás, y con varias entradas en el mismo. En fin, cosas así ocurren en las mejores familias inglesas. Creo que era cosa del formato por defecto, que era del Pacífico. He procurado corregirlo.

Enhorabuena colectiva por la Antología de Bayón, cuya publicación veo anunciada en tu blog:

joseantoniomontano.blogspot.com